Exhibe “El Fisgón” raíces hitlerianas del PAN en la FUL 2014‏

EXHIBiÓ “EL FISGÓN” RAÍCES HITLERIANAS DEL PAN EN LA FUL 2014

* Rafael Barajas llevó la primicia editorial a la Feria literaria; la obra exhibe propaganda y documentos históricos que vinculan al PAN con la ideología fascista-hitleriana

Pachuca de Soto, Hgo. Con una advertencia a no creer en la fachada democrática del Partido Acción Nacional, el caricaturista y ahora escritor, Rafael Barajas, “El Fisgón”, presentó durante la Feria Universitaria del Libro, FUL 2014, su libro recién salido de editorial Chamuco, “La Raíz Nazi del PAN”.

El autor hizo un recuento histórico de las filias y acercamientos del partido blanco-azul con el pensamiento ultra conservador promovido en Europa antes de la segunda Guerra Mundial. Retomando propaganda y publicaciones editoriales de la época, el caricaturista destaca las coincidencias tanto a nivel simbólico como ideológico que perduran en los estatutos de ese partido con la corriente ideológica fascista promovida en un principio por Charles Maurras, a la que se sumaron Benito Mussolini, Adolfo Hitler y Francisco Franco.

“Es muy difícil documentar los vínculos de cualquier grupo político con el movimiento nazi, porque después de la derrota fascista todo el mundo quemó sus vínculos con los nazis. Enterraron las pruebas, las quemaron, todo desapareció. Si había fotografías las escondieron, entonces es muy difícil que aparezcan documentos que te hablen de estos vínculos y este documento es incontrovertible”, enfatizó Barajas de su obra.

Lo único que separa al investigador de un trabajo serio es una buena fuente, afirmó “El Fisgón”, rememorando que la inspiración del libro surge del hallazgo de una colección casi completa de la Revista La Reacción, promovida en México por grupos conservadores y donde colaboraban todos los ideólogos fascistas y nazis.

“El impacto de Hitler en la derecha mexicana tiene vínculos muy fuertes. Tiene vínculos con la historia política de México y la reacción de varios grupos contra los movimientos liberales”, explicó Barajas durante la FUL que se realizó del 22 al 31 de agosto pasados.

Cuestionado acerca de la posibilidad de que los vínculos entre Acción Nacional y las organizaciones Pro-Nazis se tradujeran en algún momento en apoyos económicos o materiales, Rafael Barajas explicó que no existen evidencias en este sentido, sin embargo señaló la sobrevivencia de la Revista La Reacción, desde la óptica del escritor una revista pro-nazi, carente de anuncios, falta de lectores y “muy probablemente financiada por la embajada alemana. No te lo puedo asegurar pero la primera hipótesis a considerar es esa, tiene que ser esa”, explicó.

Durante la conferencia dictada en el Polideportivo Carlos Martínez Balmori, el arquitecto y monero rememoró el contexto político mexicano previo a la segunda Guerra Mundial, la aparición de los dos momentos del movimiento cristero, como un enfrentamiento promovido por el clero en contra de los grupos jacobinos y un intento del sector conservador de restaurar la lógica reaccionaria.

Antes del registro del PAN como partido en 1937, apunta Barajas, este tuvo sus orígenes en el movimiento sinarquista, el grupo de católicos vasconcelistas, las agrupaciones de estudiantes católicos y la juventud católica mexicana, “el pensamiento fascista, nazi, franquista, veía en el sinarquismo una punta de lanza para preservar la ideología conservadora y más intolerante”, explica y apunta que incluso los seguidores fascistas en algún momento registraron como partido una extensión de la Falange Española.

El autor sostuvo también que los momentos de mayor éxito para el PAN coincidieron con las mejores etapas del movimiento Nazi. “Cuando se funda el PAN, Hitler estaba en la cumbre. En 1939 Acción Nacional decide apoyar a Almazán, quien protagonizó varios movimientos pro-nazis”, señala Barajas, quien recordó también un discurso de Manuel Gómez Morín luego de la derrota alemana durante la segunda Guerra Mundial y donde el fundador del partido aseguró que México se había equivocado de bando al apoyar a los aliados.

El segundo momento de éxito panista, lo liga Rafael Barajas con la llegada del modelo neoliberal, donde Acción Nacional es identificado por las élites conservadoras mundiales como el partido ideal para implantar en México el nuevo modelo de mercado, “entonces gana el PAN en el año 2000 y se construye la visión de este partido demócrata y de vanguardia. Fachada que se puede caer al revisar sus orígenes y constatar su participación en todos los fraudes electorales de los últimos años”.

Finalmente, consideró que el resurgimiento de grupos Neo-nazis en Europa y América Latina tiene su origen en la crisis económica mundial, sin embargo, consideró que las sociedades están más informadas y cuentan con mayores herramientas para no dejarse engañar porque el fascismo y la democracia son totalmente opuestas.