En Contraste

293277_2244197099767_2761764_nOscar Coria Reyes

Campañas sin propuestas ni claridad…

A unos días de haber iniciado las campañas políticas electorales en todo el país para renovar el congreso de la unión, la constante es la falta de propuestas por parte de los partidos y candidatos. Y en contra parte lo que si abunda, lamentablemente, es una guerra sucia a través de comerciales de televisión, redes sociales y medios de comunicación en general en donde se despotrica en contra de uno u otro partido o personaje público, para tratar de causar el mayor daño posible a la credibilidad de los partidos y con ellos intentar sumar simpatizantes a sus propuestas electorales.

Es decir, que a los partidos políticos y candidatos, se les ha olvidado en trabajar en una plataforma política, en una misión, visión u objetivo dirigido hacia la militancia y a la ciudadanía en general, preocupándose más por la generación de las “contra campañas”, que no son otro cosa que, la “guerra sucia”.

Estas “contra campañas” lo que buscan no es promocionar al candidato o partido, sino el descubrir las debilidades y errores de los adversarios políticos para con ello generar estrategias mediáticas en las cuales se pueda “destruir” la credibilidad de uno u otro.

Para este tipo de acciones, normalmente se utiliza gente que tenga conocimiento del “enemigo” en reducidos grupos o células que se manejan de manera separada del equipo de campaña para su mejor operatividad, aunque en el caso del Partido Acción Nacional, vemos que ellos están usando estas estrategias ya como parte integral de su esquema de campaña, olvidándose por completo de propuestas claras, concretas y tangibles, usando un discurso arrebatado y en ocasiones hasta “bravucón” retando a las instituciones, partidos y al mismo INE al desobedecer los lineamientos establecidos para este proceso electoral.

Mismo ejemplo lo podemos ver en Morena, que en lugar de buscar proponer, busca crecer con los ataques a las figuras institucionales, con razón o sin ella, pero con el objetivo claro de solo sumar adeptos a sus filas en busca de posicionar a los “pejejitos” en busca de una aún lejana elección presidencial.

Mientras que el revolucionario institucional, tratando de ser ecuánime, realiza una campaña en defensa de los indefendible, sus reformas, que no han caído nada bien en el ánimo de los mexicanos, que sin bien, fueron aprobadas con las “concertacesiones con el PAN y el PRD, más la complicidad de algunos otros partiditos, la mayoría de los ciudadanos se las achacan a partido en el gobierno en turno. Lo cual invariablemente no lo deja bien parado en miras a las elecciones del 7 de junio, por los cual algunos candidatos, buscan posicionar su nombre antes que al partido, para tratar de tener un control de daños y con ello poder aspirar a ganar una complicada elección, la cual se prevé pueda ser marcada por altos niveles de abstencionismo.

Comentarios, criticas y/o sugerencias: oscar_coria4@hotmail.com / oscar.coria4@gmail.com

Síguenos en:

https://www.facebook.com/oscar.coriareyes
https://twitter.com/oscar_coria